En ocasiones los conceptos básicos de programación pueden ser complicados de entender, pero todo tendría otro enfoque si estos se aprendieran con un juego de mesa.

Así es como María Alexandra Espinosa Carreño, docente de fundamentos de programación, arquitectura de computadores, seminario de ingeniería y estudiante de Doctorado en Ingeniería, en conjunto con su equipo de docentes Nitae Uribe, Ariel Ortiz Beltrán y Pedro Casanova; aplican gamificación en sus clases. La gamificación es una técnica de aprendizaje que traslada la mecánica de los juegos al ámbito educativo.

Alexandra tenía la preocupación que a sus estudiantes no se les era sencillos los conceptos básicos de programación, y en conversación con colegas docentes, afirmó que muchos avanzaban con falencias en fundamentos.

Nitae Uribe, líder del grupo, es un fan de los juegos de mesa, y ya tenía una idea para usar como solución. Juntos desarrollaron el proyecto, se presentó la convocatoria Bienal y decidieron participar.

“Empezamos modelando fichas de ajedrez con plastilina, pero era necesario modelar un mejor prototipo.” – comenta María Alexandra.

En ese momento Alexandra empezaba a utilizar el salón del Laboratorio de Unab Creative para sus clases de seminario de ingeniería, donde encontró la oportunidad para modelar su prototipo. Con la ayuda de Juan Pablo Neira, Coordinador del Centro de Creatividad, usaron las impresoras 3D y materializaron las fichas del nuevo juego de mesa para aprender a programar.

“Mi Invitación es a todos los docentes a participar. Que aprovechen las herramientas que Unab Creative tienen para apoyar el ejercicio docente, he visto muchos talleres como el de realidad aumentada,  donde se puede implementar en clases de carácter abstracto, por ejemplo circuitos, que los estudiantes visualicen los campos magnéticos en el ambiente de la clase. Apoyar las clases, una imagen dice más que mil palabras.” – expresa María Alexandra.

 

Comentarios

Comentarios